encuentra tu hotel

Buscar hotel

Troovelers que han estado en Teherán

Teherán

Descripción

La ciudad de Teherán se ubica en la país Irán de Oriente Medio - Norte de África. Destaca por sus museos y oferta cultural, su oferta de entretenimiento, y sus lugares de interés turístico.

Quienes adoren los museos y el mundo de la cultura podrán ver un lugar de visita obligatoria para turistas como Museo Nacional de Irán, y un lugar de interés cultural como Tesoro Nacional de Joyas.

Para quienes prefieren las zonas de ocio y entretenimiento tienen un comercio como Tehran Bazaar.

Leer más Ocultar

Teherán [teeˈɾan] (تهران, Tehrān [tehˈɾɒːn], en persa) es la capital de Irán. Está situada en el norte del país, en una meseta, al pie de los Montes Alborz (también llamados Elbourz). Debido a su población (8.429.807 habitantes según una estimación de 2010) e importancia, figura junto con El Cairo, Estambul, Karachi, Bagdad, Casablanca y Yakarta como una de las urbes más importantes del mundo islámico.


Ni tan solo los iranís (tan dados a ensalzar su cultura y sus ciudades) osarían decir que Teherán es una de las ciudades más bonitas del mundo por razones más que obvias. Sin embargo, toda la belleza que le falta a la capital iraní, es recompensada enseguida por tratarse de una ciudad sorprendente y vibrante como pocas en el mundo. Aunque para muchos que no conocen Teherán, ésta pueda resultar un sinónimo de enigmático o misterioso, nada más lejos de la realidad. La capital iraní en poco se diferencia de cualquier capital occidental, con sus enormes bloques de edificios de hormigón, su caótico tráfico, sus miles de restaurantes de comida rápida o sus centros comerciales. Sin embargo, hay ciertos puntos de singular valor dentro de la ciudad por los que merece ser visitada. Quizás el lugar más emblemático de la capital iraní es el gigantesco y laberíntico bazar. Perderse por sus callejuelas repletas de tiendas es algo que ningún visitante de la ciudad debería de evitar. En el bazar se encuentra absolutamente de todo: desde antigüedades, alfombras persas y joyas hasta el objeto de carácter más práctico y moderno para utilizar en la cocina. A pesar del caos aparente en el bazar, todo tiene su lógica y sus tiendas aparecen agrupadas por gremios, por lo que una vez localizada la zona de interés es muy sencillo llegar al producto que buscamos. A pesar de que existen otras zonas de compras en la ciudad, su practicidad y variedad hacen que continúe siendo, aún hoy, el centro comercial por excelencia de la ciudad. Además. Teherán cuenta con interesantes museos (entre los que destaca el Museo Nacional, donde se guardan interesantes restos arqueológicos de Persépolis) y fantásticos palacios, como el impresionante Palacio Golestán y el Palacio Niavaran –residencia principal del último Sha-. Otro de los lugares de imprescindible visita dentro de la ciudad es la antigua embajada de Estados Unidos. El edificio no se puede visitar pero merece la pena merodear por sus alrededores observando las curiosas pintadass anti imperialistas y anti estadounidenses que decoran sus muros. Si nos cansamos de tanto bullicio y de arriesgar nuestra vida cada vez que cruzamos una calle atestada de coches, Teherán también cuenta con espacios verdes donde desconectar del ajetreo de la ciudad. Uno de los lugares preferidos por los habitantes de la ciudad es el parque Jamsidiye, en la ladera del Colac Cmal, donde podremos degustar una deliciosa comida tradicional iraní, beber un zumo o simplemente pasear y respirar aire puro. Hay que tener en cuenta que tanto en Teherán como en el resto del país rigen normas islámicas de vestimenta que también atañen a los visitantes extranjeros. Tanto hombres como mujeres han de vestir con pantalón largo y además las mujeres han de llevar una prenda superior por debajo de la cadera, así como un pañuelo que oculte su pelo. Sin embargo, Teherán será el lugar del país donde, especialmente los jóvenes, cumplan estas normas de una manera más relajada, siendo frecuente ver mujeres jóvenes con descarados tupés o flequillos saliendo por debajo de sus coloridos pañuelos, gabardinas más ajustadas de lo que oficialmente está permitido o incluso (en ciertos lugares como centros comerciales o parques poco vigilados por la policía de la moralidad) algunos pañuelos que se escurren discretamente hasta llegar al cuello.

Lugares de interés (4)
Hoteles (24)
Gastronomía (13)
Compras (3)
¿Buscas clientes viajeros? Anúnciate aquí